Etapa final para obras eléctricas del Castello que permitirán desarrollar nuevos valles irrigados

Las nuevas estaciones transformadoras de Conesa y El Solito, más los 145 kilómetros de líneas de alta tensión que las vincularán al sistema nacional, entraron en el tramo final de obra y su inauguración es inminente.

Se trata de una multimillonaria inversión ejecutada por la Provincia a través del financiamiento del Plan Castello y que permitirá el desarrollo agrícola de todo el valle del río Negro de la zona de General Conesa que no ha sido explotado aún por falta de riego.

Se estima que estas obras permitirán el desarrollo de unas 56.000 hectáreas que podrán ser puestas bajo riego, entre Conesa y Pomona, con una inversión del Gobierno de Río Negro superior a los 2.000 millones de pesos, según la última redeterminación de precios.

El gerente técnico de la empresa estatal Transcomahue, Néstor Salazar, valoró algunos aspectos técnicos al señalar que “la importancia del electroducto que se está construyendo básicamente estuvo planteado en el objetivo inicial de las obras. Al tener dos estaciones transformadoras en zonas de desarrollo productivo, se podrá contar allí con energía eléctrica en cantidad suficiente como para este tipo de desarrollo tome impulso, sobre todo los valles de Negro Muerto y Colonia Josefa. Además se podrá aumentar sensiblemente la seguridad de abastecimiento eléctrico a la localidad de Conesa”.

Conesa está abastecida por una línea de 33kv que está al límite y ya tuvo ciertas deficiencias, sobre todo por su antigüedad. Cuando esté conectado el tendido, va a permitir vincular a la localidad al sistema de 132 kV alimentado desde el Alto Valle.

Líneas de Alta Tensión

Junto a la ET El Solito servirá de inicio al futuro vínculo entre el sistema Comahue y el sistema Atlántico mediante un campo de línea de 132 kV destinado a conectar una nueva línea hacia la ET San Antonio Oeste. Esta extensión va a generar sustentabilidad en todo el sistema eléctrico con un anillado definitivo con nuevos electroductos.

Según explicó el presidente de Transcomahue, Jorge Barragán, es la empresa transportista estatal la que tiene a cargo la compra y control de las obras en ambas plantas eléctricas, que cuentan con un ritmo de trabajo similar.

“En ambas instalaciones el equipamiento de potencia se encuentra montado en su totalidad, mientras que los gabinetes de control ya pasaron los ensayos en fábrica y fueron trasladados a su locación definitiva”, estimó Barragán.

En cuanto a la importancia de las obras, resaltó que hay dos aspectos a considerar. “Por un lado se le está dando una solución a la ciudad de Conesa, que en estos momentos tiene dificultades. Aunque lo más destacable es el sistema que vamos a tener a futuro con este tendido de líneas, ya que los campos de secano a lo largo de esos 150 kilómetros van a tener la posibilidad de irrigarse. Se ha comprobado que es una tierra muy nutriente para poder hacer pasturas. Se podrá generar un nuevo valle en Colonia Josefa y Negro Muerto”, resumió.

Las líneas eléctricas de 132 kv complementarán a las Estaciones Transformadoras. El tramo entre Pomona y El Solito tiene una extensión de 77,8 km y fue adjudicado a la UTE formada por Electrificadora del Valle SA, SYLPA SRL y QUANTUM SRL. Posee un avance de obra de 85,87%. Mientras que el restante, de 66,8 km. va desde El Solito hasta General Conesa y lo construye la UTE integrada por las empresas Oriente Construcciones SA, Pro Obras SA y ECA SA, con un grado de avance a diciembre de 67,48%.

En relación a la fecha probable de conclusión de las obras, el titular de Transcomahue estimó que podría ser durante el primer cuatrimestre del año.